Angeles Ruibal y Mercedes Ruibal, su hermana pintora

mercedes-ruibal-pintora-562Mercedes Ruibal era catorce años mayor que yo y creyó que eso le daba el “derecho” de guiarme por estos mundos, así que se convirtió en mi protectora. Junto con mi hermano José Ruibal, Pepe, fueron los que me introdujeron en el mundo del arte. Hay momentos vividos que no los puedes olvidar, aunque pongas todo tu empeño. La pérdida de una hermana cuando aun era joven para marcharse, te duele. Era la más simpática de los hermanos. Nadie podía estar a su lado sin reírse. En eso se parecía mucho a nuestro padre. Tenía tal gracia que todo lo convertía en divertimento, aunque también tenía la otra parte… ¡muy mala leche!

  • Mercedes Ruibal, alumna de Laxeiro en Buenos Aires

Vivió en Argentina ocho años y fue allí donde se hizo pintora importante al lado del maestro Laxeiro. En realidad ella había viajado a Buenos Aires por amor al tango. Desde pequeña la escuchaba cantar “Garufa”, “Tomo y obligo” y otros tangos con mucha gracia. Nunca resaltaba la parte dramática. Allí estaban nuestra abuela Aurora, las tías y primos Argibay Iglesias.

  • Su mirada desgarrada del mundo

Como artista plástica, Mercedes Ruibal plasmó en sus cuadros las miserias del mundo, la guerra de Vietnam… pero casi siempre pintaba una flor al lado de la tragedia, tal vez como una señal de esperanza. Rafael Alberti, con quien compartió muchas tertulias en Buenos Aires, donde se conocieron, Vigo, Madrid y Roma, le dedicó este poema donde la retrata muy bien

Mercedes Ruibal,
pintora en verso para cantar con gaita gallega

Esta es Mercedes Ruibal de la risa,
ésta es Mercedes Ruibal del diablo.
La de la burla con aire de gaita,
la de los cuentos con patas de sátiro.

De la entrepierna le sale una escoba
con la que vuela a la luna a caballo.
Sueltan sus ojos centellas de bruja,
trasgos y duendes despiertan sus manos.

Tiene la audacia del agua que enfila
la desvergüenza desnuda de un cántaro.
Si te la encuentras de noche a deshora,
ruega a la Virgen y a todos los santos.

Puede enterrarte en el mar o en la tierra
bajo las ondas del viento galaico.
Puede llevarte a un infierno de gracia
o a un cielo abierto de flores y pájaros.

No le preguntes jamás lo que nace
de los colores que acunan sus brazos.
Mira en silencio. La burla que ríe
puede ser sombra ceñida de espanto,

cuerpo presente de un mundo que pena,
sangre amarrada de un ajusticiado,
rostro de un niño que inmóvil aguarda
suba la aurora de un sol en ocaso.

Esta Mercedes Ruibal es un ángel.
esta Mercedes Ruibal es un diablo

Rafael Alberti

Querida Mercedes, tras el poema de Alberti, hoy canto para ti… un Nicolás Guillén

Angeles Ruibal, Pontevedra, Galicia, España


2 respuesta a Angeles Ruibal y Mercedes Ruibal, su hermana pintora

  1. WALTER dice:

    GRACIAS AMIGA POR SIEMPRE ESTAR….TU ARTE ES GENIAL¡¡¡¡